Shop for a personalized gift at Zazzle.
Nishmata (alma en arameo) tiene 5 niveles (naranjay). Las siglas NaRaNJaY provienen de los nombres asignados para los cinco niveles de conciencia del alma según la Cabala y el Jasidismo:

Nefesh/Fuerza vital Ruaj/Espíritu Neshamá /Aliento [de vida] Jaiá/Viviente-Yejida/Unidad

Click on :::About Us:::

JEWDAIKA PRODUCTS

domingo, 14 de febrero de 2010

Despertando a la Acción del Guerrero Divino

Un despertar más interno y profundo, que llega más lejos en cuanto al efecto que produce en el Mundo y para con el propósito de la Creación, es como el ejemplo del correr de un niño, que está escapándose de los bandidos en bicicleta que le persiguen por ser feo, raro, invalido, incapaz, débil, etc... este correr logra velocidades infinitas inalcanzables por la persecución común, y a pesar de que hoy en día tales hechos ocurren poco, puesto que existe una aceptación global de la diversidad de expresión, este correr tiene que darse debido al sentimiento de que no correr, quedarse parado, es mantenerse en la esclavitud dimensional material, y hay que lograr romper con la naturaleza de las cosas, para que dejen de ser costumbres vacías y repetitivas que atrapan a cada cual en su deseo y pasión vana. Es hora de reconocer que uno es un hijo de Rey exiliado en tierras ajenas, y que su dialecto, forma de ser y circunstancias son extrañas y no expresan la verdadera realidad de uno, y si generamos un sentimiento sincero de que somos eso que está escrito, qué gran impulso provoca hacia el rompimiento de las limitaciones, y la liberación última de tu ser original.
Cuesta caro y es difícil creérselo, porque los impulsos e inseguridades dicen lo contrario de uno, pero lo importante es luchar contra la corriente interna de uno mismo que fuerza y gobierna hacia el otro lado, generar fricción, cualquiera que sea, incluso si no se llega a vencer, no se pierde la guerra por pequeños fracasos, los territorios ocupados no son derrotas, sino falta de victorias, no generamos bajas, a menos que uno quiera sentirse caído y derrotado, parte del engaño del enemigo es generar una baja moral en el contrincante, y es la única arma capaz de vencer, porque la acumulación de falta de victorias hacen de las fuerzas contrarias un virus contagioso, que penetra en todos los demás soldados de manera que se sienten perdidos por la caída del otro. La moral tiene que estar arriba y no bajarla jamás, aunque fallemos y perdamos una y otra vez, hasta que se canse de atacar al individuo luchador, porque las fuerzas del bien son perseverantes por siempre, y el mal se neutralizará en el fin de los días, por eso es considerado nulo incluso durante su papel representativo en la obra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 

Browse other personalized gifts from Zazzle.